Vera Rua
Ulises (Pequeño Harry Hughes)/ Vera Rua [+]

ISBN-978-987-45869-97-6

“Todo habla a su modo”, puede leerse en el Ulises. El conocimiento musical de Joyce se deja traslucir en su escritura en el carácter mimético de su lenguaje. No desconocía que la música es un sonido que se puede transcribir: hay un código ya establecido, pentagramas donde colocar claves y notas que indiquen el tono, y un complejo sistema de signos para indicar sucesiones o simultaneidades rítmicas. En la novela procura facilitar las transcripciones de sonidos con exactitud microscópica, por ejemplo: las botas de Stephen "crush, crack, crick, crick", combinar la dulce canción de Molly con el silbido de la locomotora de un tren o las tres transcripciones del maullido del gato solicitando comida en la mañana dublinesa. Los fonemas se reorganizan a voluntad para reproducir la acústica exacta de lo que un personaje puede oír, a menudo combinada con la resonancia interna del sonido. En el episodio XVII del Ulises Stephan Dedalus canta una balada titulada “Little Harry Hughes”. La partitura fue incluida en el libro (también se incluyó, en otro episodio, un pequeño pentagrama medieval con la melodía exacta del “Gloria”). Vera Rua en “Ulises (Pequeño Harry Hughes)” da cuenta del proceso de arreglo, dirección y grabación de dicha canción y suma otra pieza al esquema espectrográfico que propone la imaginación de Joyce como un rasgo recurrente y singular de su escritura: definir el espacio a través de percepciones precisas del sonido y la resonancia.

Leer más